fbpx

Cómo DEJAR de TENER MIEDO al FRACASO – [7 Claves que FUNCIONAN]

Cómo dejar de tener miedo al fracasoDescubre Cómo DEJAR de TENER MIEDO al FRACASO, con estas 7 claves que a mi siempre me funcionan ¡y te cambiarán la vida a ti también!

 
 
 
 
 
 

Cómo DEJAR de TENER MIEDO al FRACASO

-¿Alguna vez has dejado de hacer algo solo porque no estabas seguro de si lograrías o no hacerlo?

-¿Has abandonado proyectos que pueden mejorar tu vida sin razón aparente?

Aprender a actuar a pesar de tener miedo al fracaso es fundamental para que puedas ser feliz y consigas tus objetivos.

Tanto el fracaso como los errores son oportunidades para el crecimiento, el aprendizaje y el desarrollo de nuevas habilidades. Por tanto, si lo niegas o intentas esconderlo, te estarás privando de aprender de las experiencias y vivirás permanentemente en tu zona de confort, estancado y sin darte la oportunidad de poder crecer y desarrollarte como persona o profesional.

Así pues, aunque seguramente nunca llegarás a lograr evitar sentir ese miedo, puedes aprender a manejarlo e impedir que te arrebate buenas oportunidades para tu vida.

Vamos ya con estas 7 claves…

 

¿Tienes 08 minutillos, para ver el video 👀   y descubrir cómo dejar de tener miedo al fracaso?

👇🏻👇🏻👇🏻

«Cómo DEJAR de TENER MIEDO al FRACASO – [7 Claves que FUNCIONAN]»

Cómo DEJAR de TENER MIEDO al FRACASO - [7 Claves que FUNCIONAN] 💯❗

 

👂 PSSST! Si tienes alguna cuestión/pregunta que te gustaría que tratase en mis vídeos, cuéntamelo a través de este enlace: https://forms.gle/GqDwE81tmBwLHFBr6

 

 

Transcripción del Video: «Cómo DEJAR de TENER MIEDO al FRACASO»

 

¿Alguna vez has dejado de hacer algo solo porque no estabas seguro de si lograrías o no hacerlo?

¿Has abandonado proyectos que pueden mejorar tu vida sin razón aparente?

Tener miedo constante a fracasar puede hacer que dejes de luchar por conseguir tus objetivos, o puede actuar al revés, y hacer que luches en exceso y te estreses o sobrecargues demasiado para evitar fracasar a toda costa, haciendo mucho daño a otros aspectos importantes de tu vida como, por ejemplo, tu vida personal o tu salud.

Sea cual sea tu caso, el fracaso es para la mayoría de la gente una píldora amarga y difícil de tragar. Así que no te sientas mal por tener este miedo porque es de lo más normal y responde en gran parte a las exigencias a las que nos hemos visto sometidos durante nuestra educación, tanto en casa como en el colegio o la universidad.

Soy Sandra González, llevo más de 10 años haciendo Coaching para ayudar a mis clientes a cambiar por completo sus vidas y reinventarse. Y en este video voy a darte 9 claves que te ayudarán, y mucho, a aprender a superar tu miedo al fracaso para que puedas ponerte en marcha, por fin, y alcanzar esas metas que podrían hacerte muy feliz, llenarte y realizarte por completo.

 

Cómo Dejar de Tener Miedo al Fracaso. 7 Claves que funcionan:

Aprender a actuar a pesar de tener miedo al fracaso es fundamental para que puedas ser feliz y consigas tus objetivos.

Tanto el fracaso como los errores son oportunidades para el crecimiento, el aprendizaje y el desarrollo de nuevas habilidades. Por tanto, si lo niegas o intentas esconderlo, te estarás privando de aprender de las experiencias y vivirás permanentemente en tu zona de confort, estancado y sin darte la oportunidad de poder crecer y desarrollarte como persona o profesional.

Así pues, aunque seguramente nunca llegarás a lograr evitar sentir ese miedo, puedes aprender a manejarlo e impedir que te arrebate buenas oportunidades para tu vida. Vamos ya con estas 7 claves acerca de cómo dejar de tener miedo al fracaso:

 

1. SAL DE LA DICOTOMÍA

En la vida no todo es blanco o negro, en el medio existe una amplia gama de grises. Hay un gran abanico de posibilidades, y lo importante no es hacerlo todo perfecto, sino intentar, hacer las cosas lo mejor que puedas y poner lo mejor de ti mismo.

Y ojo aquí con la alta autoexigencia, porque hacerlo lo mejor que puedas, no significa hacerlo perfecto. Insisto.

Así pues, lo primero que debes hacer es pararte a observar qué significa el fracaso para ti, y cómo puedes cuestionarte tu forma de pensar acerca del mismo.

Recuerda que TODAS las personas de este mundo nos equivocamos una y otra vez en nuestras vidas, incluidas las personas más brillantes y exitosas, y que todos, sin excepción, tenemos todo el derecho del mundo a hacerlo para así darnos la oportunidad de aprender y madurar.

Así pues, lo que suele ocurrir, es que ante un fracaso tu mente empiece a hacerte creer que no sirves para nada, que no hay nada que hacer y que jamás tendrás éxito… por tanto, ¿para qué intentarlo siquiera?

Bien pues, a partir de ahora, siempre que te encuentres ante ese tipo de pensamientos debes analizar con detenimiento tu diálogo mental y preguntarte: ¿tienen sentido estos pensamientos? ¿qué me impide realmente alcanzar el éxito? ¿Es este error o estos pensamientos?

Una vez concluyas que son tus pensamientos acerca del fracaso los que te impiden actuar, podrás actuar porque los habrás descubierto y por tanto desmantelado. Un pensamiento solo puede bloquearte si no le prestas atención, si te lo crees o si no lo has identificado todavía. Pero una vez, lo cazas al vuelo… puedes retirarle la credibilidad y tomar tus propias decisiones.

 

2. RE-FORMULA EL FRACASO

Uno de los problemas a los que te enfrentas cuando persigues tus sueños es el significado que tiene el fracaso en nuestra sociedad. Y es que, la mayoría de las culturas tienen una acepción negativa al fracaso. La buena noticia es que esto no tiene por qué seguir siendo así para ti. Si comienzas a pensar en el fracaso en términos de aprendizaje, cada vez tendrás menos miedo a afrontar nuevos retos porque sabrás que, aunque te equivoques, habrás aprendido.

Un excelente ejercicio consiste en bucear en el pasado: busca tus “fracasos” y míralos desde una nueva perspectiva. Pregúntate: ¿Qué aprendí de este fracaso? ¿Cómo crecí a raíz de esa experiencia? ¿Cuáles fueron las cosas positivas de esa situación?

Y ojo aquí porque lo que voy a decirte es muy importante: – A ver, no basta con que me escuches dar estos tips. Si no te tomas en serio las claves que te voy dando, haberle dedicado tiempo a ver este video habrá sido una estúpida pérdida de tiempo. En serio, es mejor que pares el video y te pongas a ver Netflix o Prime.

Ahora bien, si quieres aprovechar este ratito y hacer algo bueno y provechoso para ti, entonces coge papel y boli.

Anota los 3 o 5 fracasos más grandes de tu vida. Esos que en su día te marcaron muchísimo.

Ahora toma cada uno de ellos y escribe a continuación qué aprendiste de esos fracasos vitales y cómo te ayudaron a madurar, y quizás incluso a cambiar tu vida. Anótalo todo y disfruta del ejercicio porque mientras lo hagas estarás cambiando las asociaciones negativas que haces automáticamente acerca del fracaso.

 

3. SOLVENTA EL ERROR.

Una de las sensaciones que a mi, particularmente más me frenan cuando pienso en la posibilidad de fracasar es la culpa.

Como emprendedora y única responsable de mi propio negocio, cuando cometo un error tiendo a sentirte EXTRAORDINARIAMENTE culpable. Y eso hace que me sienta muy, pero que muy mal.

A todos nos pasa que, tendemos natural y automáticamente, a querer evitar sentirnos así. Y como medida preventiva lo que hacemos es justamente evitar el fracaso y tenerle miedo.

Bien, pues lo que yo he aprendido a hacer es lo siguiente:

Como no puedo evitar sentirme mal y culpable cuando cometo un error o fracaso en alguna meta. Lo que hago es tratar de calmarme reservando parte de mi espacio mental para pensar en cómo subsanar ese error.

Con esto consigo dos cosas:

Por un lado, al dirigir mi mente y atención hacia la resolución de mi equivocación, consigo que mi malestar deje de crecer, y se haga menos intenso.

Y por otro lado, cuando por fin consigo resolver, automáticamente me siento reconfortada. Empiezo a notar como una dulce sensación de alivio y además me siento orgullosa de mi misma por haber encontrado la forma de subsanar  ese error.

Esto favorece mi auto-confianza y me permite sentir cada vez menos aprensión hacia los errores y las meteduras de pata.

 

4. CREA UN PLAN B.

En muchas ocasiones el fracaso nos asusta porque lo comprendemos como una situación permanente, una especie de estigma que llevaremos a lo largo de nuestra vida. Sin embargo, el fracaso es tan solo un evento, nada más. El fracaso no te define como persona y mucho menos es permanente, siempre existe la posibilidad de volver a intentarlo o cambiar el rumbo.

Por tanto, cuando te veas ante la posibilidad de realizar una tarea o meta que te desafía mucho y empieces a pensar en la posibilidad de fracasar. Piensa que si esto ocurriera, lo que harás será analizar la situación y tratar de buscar una alternativa o plan B,  para ponerte de nuevo en el camino hacia tu meta.

De esta manera el fracaso no será ni un fracaso ni un punto y final, sino solamente un obstáculo en el camino que habrás superado poco después.

Si por ejemplo este mes, mi objetivo era lanzar un servicio y finalmente me encuentro con que ese lanzamiento fue todo un fiasco. Pues, si, a ver, es un hecho y no lo puedo cambiar, pero eso no significa que haya fracasado para siempre. Así pues, lo que puedo hacer es pensar cómo volver a hacer el próximo lanzamiento teniendo en cuenta lo que no ha funcionado esta vez. Mientras tanto lo que hago es aplicar mi plan B, que puede ser por ejemplo, escribir un email a las personas que me habían escrito pidiendo información y haciéndoles una oferta promocional para salvar ese mes.

De hecho, tener un plan B suele ser reconfortante y te ayuda a vencer el miedo al fracaso.

Así podrás sentirte más seguro porque sabrás exactamente qué hacer en caso de que el plan original no dé los frutos esperados.

 

5. NO INTENTES SER ADIVINO/A.

Puede ser que no te atrevas a ponerte en marcha hacia tus metas porque te repites sin cesar a ti mismo que, no lo lograrás, es decir, que vas a fracasar seguro.

En realidad, no sabemos qué va a ocurrir y, por lo tanto, no podemos anticiparnos y asumir que lo que imaginamos es lo que realmente ocurrirá.

Así que, cuando te pongas en modo “adivino” y te sentencies, recuerda que el fracaso solo es un fracaso si no lo vuelves a intentar, porque si como hemos visto en la clave 3 y 4 si luego corriges tu error o aplicas tu plan B, no habrás fracasado, solamente te habrás llevado algo más de tiempo lograr el éxito. Y en ese caso habrá sido un tiempo bien invertido porque habrás aprendido seguro unas cuantas cosas.

 

6. EL AUTO-REFUERZO.

Es muy fácil hacer auto-refuerzo cuando las cosas te salen bien. Cuando ves que las cosas fluyen, seguramente te dices a ti mismo cosas como “Qué bien me está quedando esto”, “Jo, qué genial que finalmente lo he logrado”. Pero cuando te equivocas lo más probable es que inicies todo un diálogo negativo del tipo: “no valgo para esto”, “es imposible, no soy capaz” “soy una inútil” “es mejor dejarlo, no sé cómo se hace”, etc.

Lo que te propongo que hagas a partir de ahora es un ejercicio de auto-refuerzo. Así pues, ante un error o fracaso es importante que te digas a ti mismo cosas como: «me he equivocado, pero no pasa nada, todo el mundo se equivoca, y lo bueno es que he podido corregir el error y eso es lo que cuenta».

Vas a encontrar muchos especialistas, YouTubers o escritores especialistas en esta temática que te dirán:

Evita decirte «no puedo».

No tengas un diálogo negativo.

Ten buenos pensamientos

Háblate correctamente y erradica el diálogo negativo de tu mente.

 

Pues bien, ¿sabes lo que te digo? ¡Qué le den a esas chorradas, porque no funcionan!

A ver,  alguien ha conseguido alguna vez no pensar mal de uno mismo, o no sentirse inútil?? Es imposible. Claro que te lo vas a decir, y claro que te vas a sentir mal. Pero qué mas da? Luego puedes re-encauzar tus pensamientos y tu emocionalidad.

Así que, te cuento lo que a mi me funciona.

Yo ante un fracaso, me cag** en todo! Pero así eh? Me cag* en todo lo que existe, me cag* en mi, me llamo inútil, imbécil, estúpida, me digo que no soy capaz, etc etc. Si hace falta tiro algo por los aires (preferiblmenet un cojín o algo que no se rompa jejeje) y luego… una vez me he desahogado… entonces aplico las claves que te he dado en este y otros videos.

Es así de simple. Porque es que perdemos tanto tiempo tratando de EVITARRRRR el malestar, el miedo la preocupación, etc, que al final, no hacemos na!

Así que ya sabes, si es necesario rebobina los últimos 15 segundos y aplícatelo. Verás como la cosa cambia jejejeje! Y te queda de un a gustoooo… que no veas…. ;D

 

7. PIDE AYUDA

Si crees que la situación te supera, pide ayuda a un profesional que ya haya logrado la meta que a ti te parece tan imposible de alcanzar. El miedo al fracaso puede limitarte, y mucho, a la hora de perseguir tus objetivos vitales. Así que si ves que tu miedo a fracasar es muy muy grande, puede ser indicativo de que no estás preparado para alcanzar esa meta porque necesites orientación, guía, supervisión o conocimientos sobre cómo hacer para lograla con éxito.

Por lo tanto, si tu objetivo es muy ambicioso y se te escapa de las manos, lo más adecuado es que contactes con un profesional que te pudiera guiar en el proceso.

En resumen, el miedo al fracaso o la atiquifobia que es así como se le llama al miedo irracional a fracasar, tiene graves consecuencias para tu crecimiento personal y profesional, ya que te impide conseguir tus objetivos vitales  más importante.

Sin embargo, con estas 7 claves y el resto de videos en los que te hablo de este miedo tan común, lograrás convivir con el y ganar cada vez más auto-confianza para lograr, pasito a pasito a pasito, la vida que quieres.

 

Y no olvides compartir conmigo cuáles son tus mayores obstáculos para lograr tu metas, ya que estoy constantemente creando nuevos contenidos y me encantará hacer un video especialmente dedicado a eso que más te trae en un sin-vivir ahora mismo.

¡¡¡Te leo en comentarios!!! 🤗

Sandra.

 

 

Soy Sandra González y quiero ayudarte a dejar atrás las dudas, la indecisión y el estancamiento en el que te encuentras.

Estás a un paso de empezar a construir tu futuro profesional y dedicarte a lo que te hace feliz de verdad. Aclárate y pon en marcha hacia tu reinvención.

Tu nueva vida está más cerca que nunca. ¿Empezamos? >>


 

Deja un comentario

*campos obligatorios Please validate the required fields

*

*