fbpx

Cómo Cambiar tu Vida en 2021 ✨

CÓMO CAMBIAR DE VIDA¿Cómo saber si necesitas Cambiar Tu Vida? Elegir cómo cambiar tu vida demanda aclarar primero… Mira este video👇👇👇


 
 
  
 

CÓMO CAMBIAR TU VIDA en 2021 ✨

Quizá te estás planteando cómo cambiar tu vida, pero no sabes por dónde empezar ni qué pasos dar para lograrlo. Y puede ser incluso que ni siquiera tengas claro qué quieres realmente.

Bien pues hoy quiero contarte qué es lo que necesitas para hacer un cambio radical en tu vida y también qué pasos tendrás que dar en tu camino (y en qué orden) para que puedas lograrlo sin perderte por el camino.

¡Vamos a por ello! 👀   

👇🏻👇🏻👇🏻

«CÓMO CAMBIAR TU VIDA en 2021 ✨«

CÓMO CAMBIAR TU VIDA en 2021

Llévate cada día nuevos consejos y aprendizajes que te ayudarán a salir del estancamiento y desarrollar todo tu potencial, con mi programa MAÑANAS CONSCIENTES👇👇👇

🔥 Para más info, pulsa aquí >>

 

 

Transcripción del Video:

«CÓMO CAMBIAR TU VIDA en 2021 ✨«

 

Heeeey ¿Qué tal, cómo vas? Espero que muy muy bien. Y si eres nuevo por aquí, quiero darte la bienvenida a mi canal, soy Sandra González, experta en Coaching y ReInvención, y aquí encontrarás inspiración, tips y consejos para ayudarte a crear un estilo de vida más consciente y alienado con tu propósito.

He preparado este video con mucho cariño, es un video un poco más largo de lo habitual porque hoy quiero contártelo todo todo y todo sobre cómo lograr tener éxito en tu objetivo de dar un giro de 180º a tu vida. Así que, vete a por tu bebida o snack favorito y quédate hasta el final, porque va a ser muy revelador, te lo aseguro 🙂

 

1.   ¿Por qué aparece el deseo de cambiar de vida?

En tu caso puede ser que se trate de una crisis personal por haber pasado por una dura experiencia, o porque no te encuentras a gusto con tu estado actual, hay cosas que ya no toleras tan bien y que te gustaría cambiar.

Puede ser incluso que tu crisis sea más bien, una crisis existencial, es decir, que ya no le encuentras sentido a tu vida y quieres darle un giro para sentirte más vivo, más pleno, y sentir que tu vida tiene un significado.

O quizás, lo único que te pasa es que sientes que la monotonía se ha asentado en tu vida y sientes que te falta algo, lo cual es muy común cuando una relación de pareja o trabajo se ha convertido en una rutina y monotonía tal, que ya no te motiva como antes.

Sin embargo, el deseo de cambiar de vida no siempre proviene de tu interior, a veces las circunstancias externas actúan como un catalizador que te empuja a realizar una transformación radical. Puede ser debido a una experiencia traumática, una enfermedad grave, la pérdida de una persona querida o los problemas económicos los que te generen el deseo de cambiar de vida.

En cualquiera de estos casos es importante que empieces por hacerte la siguiente pregunta:

 

2. ¿Un cambio de vida radical es lo que realmente necesito ahora mismo?

Algunas personas, como yo (jejeje), cuando las cosas no les van bien, piensan enseguida “necesito un cambio en mi vida”.

Y a ver, hacer cambios es bueno, pero no siempre hay que cambiar de vida radicalmente, para que, como si de una solución mágica se tratara, desaparezcan todas tus dificultades.

Esto es lo que yo descubrí cuando allá por el 2007 empecé a sentirme muy muy muy frustrada en mi trabajo, porque llegó un punto en que empezó a hacérseme rutinario, y sobre todo porque ya no soportaba más las rarezas y frustraciones de mi jefe.

Así que decidí hacer un cambio radical, me fui a vivir a Madrid, cambié de sector y puesto, y me encontré de nuevo con la misma situación, el trabajo empezó a aburrirme y mi relación con mi nuevo jefe se convirtió de nuevo en inaguantable para mí.

Ahí fue cuando dije… – “Hummm, lo mismo esto es más cosa mía, que del trabajo o las circunstancias en sí mismas”

Por eso, no importa si se trata solo de un problema de pareja o de trabajo, la frustración que te genera esa situación es tan grande que al final, puede ser, que pierdas un poco la perspectiva (como me pasó a mí) y pretendas solucionar una dificultad puntual a través de una reforma integral de tu vida.

Y aunque en mi caso, no fue así porque a mí los cambios “me ponen”, a mucha gente les pasa que el cambio que se proponen llevar a cabo, es de tal envergadura y tiene tantas implicaciones que finalmente se desinflan y no cambian nada.

Así que recuerda esto, la solución no siempre pasa por, o no basta con, hacer un cambio radical en tu vida, sino que es importante cambiar el interior también. De lo contrario, eso de lo que tratas de huir con tu cambio de vida podría perseguirte por años, como me pasó a mí.

Esto se debe a que a menudo tú mismo eres parte del problema y para solucionarlo no basta con cambiar de amistades, de pareja, de trabajo o de ciudad, es necesario realizar un cambio interior mucho más profundo y escuchar tus necesidades internas para tomar las decisiones adecuadas.

Y para ello, tendrás que pasar por un proceso de auto-cuestionamiento y sobre todo de auto-conocimiento muy profundo, y quizás sanar algunas heridas o cerrar etapas del pasado.

 

3. ¿Cómo lograr un verdadero cambio en tu vida?

Aunque más adelante voy a explicarte los 5 pasos concretos que deberás dar para lograr cambiar tu vida en la práctica. Antes voy a hablarte de 5 claves que son determinantes a la hora maximizar tus posibilidades de hacer efectivo ese giro en tu vida.

La primera claves es: Estar dispuesto a cambiar.

Todos conocemos a alguien que quiere cambiar de trabajo, pero que luego no hace nada para lograrlo (ni envía cvs, ni busca ofertas, solo dice que quiere cambiar pero parece no estar muy dispuesto a hacerlo). ¿Y qué pasa con ese amigo o amiga que dice que quiere tener una relación estable pero no deja de salir con gente problemática?

Como ya sabrás, muchas personas no se atreven a dar el paso que las conduce al cambio y terminan atrapadas en un círculo vicioso lleno de lamentaciones y de sensación de desencanto. Recuerda esto, no basta con el deseo de cambiar de vida, es necesario que asumas tu compromiso de cambiar y empieces a tomar decisiones.

A mí, hay algo que siempre me ha funcionado muy bien, y es que cuando la situación se enquista o empeora y me produce un dolor tan duro o una frustración tan intensa, llega un punto en que siento que no tengo otra salida más que tomar medidas y ponerme manos a la obra.

Por eso, yo siempre te voy a recomendar que, si te cuesta dar el paso, lo que te puede ayudar a motivarte a actuar es que pienses en las consecuencias de no cambiar, a medio y largo plazo: visualiza qué pasará, cómo te sentirás, qué te perderás, etc. Es decir, regodéate en el dolor y la frustración que te producirá no cambiar nada ahora. Yo siempre que he hecho este ejercicio, me ha entrado tal “acojone” que, no me hizo falta mucho más.

 

Y esto me lleva a la segunda clave: Encuentra una razón lo suficientemente motivadora.

Cambiar de vida es, en esencia, una cuestión de motivación. Y aunque para tomar la decisión de cambiar y dar el primer paso, basta con lo que acabamos de ver. El caso es que vas a necesitar dosis altas de motivación durante, seguramente, muchas semanas, meses o incluso años, para no desfallecer en el camino. Y esta motivación se logra encontrando un motivo, una razón lo suficientemente poderosa e importante como para que no abandones nunca tu propósito, ni ante los mayores obstáculos que te encuentres en tu aventura.

Tus ganas de cambio deben provenir de una necesidad interna, no porque te lo haya pedido alguien, o porque se lo hayas visto hacer a un otro. Necesitas un motivo propio, no una razón externa que podría llevarte a un lugar que finalmente no te llene en absoluto. Por eso, antes de dar el primer paso, es importante que bucees en tu interior y te cerciores de que estás cambiando por el motivo adecuado, por algo que realmente te importe, ¡mucho!

 

La tercera clave es: Concéntrate en el cambio.

Cuando un tirador quiere acertar en la diana, concentra su atención en el centro de esta, no en la parte más externa, que es justo dónde no quiere que caiga su flecha. Se trata de una cuestión de sentido común. Sin embargo, dado que el sentido común es el menos común de los sentidos. Puede ser que en tu vida cotidiana pases más tiempo concentrado en lo que no quieres o ya no toleras, en vez de focalizarte en lo que realmente quieres conseguir. Por eso, si quieres cambiar de vida, es imprescindible que aprendas a concentrarte en el punto al que deseas llegar.

Y para eso tendrás que definir y especificar cuáles serán tus objetivos. Si te dices a ti mismo:

“- ok, este año tengo claro que quiero cambiar mi vida, ya lo voy a ir haciendo poco a poco. Va ser genial!”

pero no defines una metas y tareas específicas, o unos nuevos hábitos o rutinas a seguir, malamente lograrás hacer un verdadero cambio de vida.

Recuerda esto, cuanto más específicos sean tus objetivos, mejor podrán conducirte por el camino adecuado ya que no solo te permitirán mantenerte focalizado sino también motivado.

Así pues, para que puedas lograr cambios estables es necesario que te fijes retos que puedas medir. Es decir, que tengan indicadores de si vas por el buen camino, o no, y que también te permitan cuantificar tus avances para que puedas renovar tu motivación con cada nuevo logro. Por ejemplo, “adoptar un estilo de vida más saludable” es solo un propósito que debe dar paso a una serie de objetivos concretos, como puede ser: “practicar deporte tres veces a la semana”, “comer 5 piezas de fruta al día”, etc.

 

La cuarta clave es: “Protege” tu sueño

Todo cambio, grande o pequeño, exige poner en práctica nuevas conductas, que hagas las cosas de otra manera, o simplemente que ya no tengas tanto tiempo para los demás. Y hay un problema común del que no siempre se habla. ¿Cómo reacciona tu entorno ante esas variaciones? ¿Cómo reacciona tu gente ante tu necesidad de reinvención?

Te cuento un poco lo que me pasó a mí. Cuando decidí que ya no quería seguir trabajando de lo mío, y que quería emprender como Coach. No sólo me tuve que enfrentar a que, por aquel entonces en 2010, la gente aquí en España todavía no sabía qué significaba el Coaching, ni qué era un Coach, con lo cual en cuanto comentaba mi cometido con alguien siempre surgía la misma pregunta, pero ¿Qué es eso? ¿Qué es el coaching? (todo esto con cara de estar mirando a un “un extraterrestre”)

Sino que también tenía que enfrentarme a comentarios del tipo:

-“Pero, tú estudiaste Biología y eres Tecnóloga de Alimentos, ¿cómo vas a ser Coach?” “Pero a ti te gusta eso de hablar con la gente de sus problemas?”, ”¿Y eso tiene alguna salida laboral”? ¿Y eso sirve para algo o se lo inventaron los yunkies para sacarle dinero a la gente?”

En fin, que, la gente es muy bruta, qué le vas a hacer. Bueno, en verdad todos somos gente y todos somos algo brutos según en qué cosas.

Y lo cierto es que a mi, personalmente, esos comentarios me afectaban muy negativamente. No eran nada motivadores. Incluso cuando me encontraba con gente más sensible, que no hacía comentarios, y que se quedaba callada o cambiaba de tema para que no me sintiera incómoda… me sentía incómoda igualmente. Y esto, a mi no me hizo cambiar de idea, porque ya de por si soy una persona extremadamente terca y perseverante. Pero sé que en otras personas, como puede ser tu caso, puede llegar a afectarte hasta el punto de dar un paso atrás en un intento de evitar el efecto negativo de esas críticas. Y esto es lo que no puedes permitir que pase.

Así que, para evitar esto, debes tomar conciencia de que todo nuevo comportamiento, hábito, o meta, debe ser “protegido”. En mi caso, elegí no hablar de ello, a menos que fuera extremadamente necesario. Cuando alguien me preguntaba: -¿qué tal Sandra, cómo vas?

Yo les respondía: “- Todo bien y tú, lograste eso que me contaste el otro día, o vas mejor con…, o vista la última peli de Marvel?”  Simplemente evitaba ser el foco de atención, y se lo pasaba a algún otro tema.

Porque en esos comienzos, cuando todo es más difícil, debes proteger tu sueño de gente que por más que se lo expliques, y por más que te quieran, no te van a entender. Luego, en una etapa más madura de tu proceso ya puedes hablar de ello sin tapujos, porque ya está logrado, o ya estás encaminado, y puedes hablarlo con otra confianza, e incluso reírte con ellos. Pero mientras tanto, haz lo que tengas que hacer para proteger tu motivación y confianza, porque las vas a necesitar, ¡y mucho!

 

Y la quinta clave es: no intentes no tener miedo

El miedo a lo desconocido está justificado.

En muchos libros de autoayuda vas a encontrar frases como: “no tengas miedo, tú puedes, confía en ti”.

Bien, pues estas expresiones tan manidas y usadas en exceso tienen matices que debemos considerar, vamos a verlo.

Tener miedo es normal, así que no lo niegues ni lo escondas, limítate a entenderlo.

El miedo ante el cambio es ante todo un temor a la incertidumbre, al qué pasará, al si serás capaz de, al si todo irá mal, etc. Entiende que este tipo de pensamientos responden al mecanismo de supervivencia de nuestro cerebro animándonos a que nos quedemos quietos y no nos arriesguemos.

Por lo tanto, en lugar de convencerte de que “no debes tener miedo, o que debes confiar en que lograrás las cosas, o que todo irá bien, etc, puedes utilizar verbalizaciones que pueden serte de gran ayuda, sin negar por ello la realidad, y sin caer en cuestiones mágicas que lejos de ayudarte lo más seguro es que te lleven a estancarte. Por ejemplo:

– Ok. Tengo miedo y mi temor está justificado porque existen ciertos riesgos en mi camino hacia mis metas. Así que este miedo que tengo, es un proceso normal que quiero entender y gestionar. Por tanto, en lugar de dejar que mi miedo me paralice, lo voy a usar para hacer las cosas con cabeza, preparándome y aprendiendo de todo lo que ocurra en mi camino.

Y para reducir ese miedo me voy a poner objetivos realistas, sencillos y progresivos. Iré poco a poco, pero sin detenerme o abandonar.

Y esto es lo que yo me digo a mi misma cada vez que me embarco en una nueva aventura, espero que te sirva a ti también, apunta:

Si hay algo que tengo claro es que cualquier cambio que haga, por más miedo que me dé, me llevará a un lugar donde seré mejor, más sabio y más consciente. De ahí, que voy a focalizar mi mente en todo lo que voy a aprender, y lo mucho que voy a crecer como persona durante este proceso que me va a cambiar la vida.

 

En conclusión, realizar un gran cambio en tu vida no siempre resulta ser una tarea fácil, ni un camino sencillo. De hecho, en ocasiones, la manera de llegar a tu destino no siempre es una linea recta, sino que suele parecerse más a una travesía zigzagueante en la que te caerás y levantarás dos, tres, cuatro o cinco veces…así cómo, en la que te acabes perdiéndote para luego reencontrarte, y probablemente en la cual a menudo para dar un paso adelante y tendrás que previamente dar dos hacia atrás.

Sin embargo, no te olvides de que tú y sólo tú puedes cambiar tu vida, y que cada pequeño logro que realices será digno de admirar y no sólo te hará crecer como persona, sino que llenará tu vida de plenitud y sentido.

 

PASOS QUE PUEDES DAR

Bien, y ahora como te prometí al inicio del video, vamos a revisar qué pasos concretos debes dar, y en qué orden, para lograr hacer un gran cambio en tu vida.

 

SI resulta que todavía no sabes qué es lo que quieres hacer con tu vida,

1.     Primero debes Conocerte y saber Quién Eres.

Si no sabes lo que quieres, es porque no te conoces. Y de hecho un pobre autoconocimiento puede tener consecuencias negativas en tu vida como puede ser:

  • Tomar malas decisiones
  • No sentirte capaz de conseguir lo que te propones
  • Dificultades emocionales e interpersonales
  • Baja satisfacción con la vida y contigo mismo

Por eso, para conocerte mejor y así aclarar: quién eres, te recomiendo que vayas a mi video ¿Qué es el AutoConocomiento? Y te descargues la Hoja de Ejercicios descargable que le corresponde, en la que te planteo 33 preguntas que te ayudarán, y mucho a empezar a tomar conciencia de qué es lo que quieres hacer con tu vida.

Otra muy buena manera de conocerte mejor y aclarar tus metas a futuro es a través del Journaling.

Pero ¿qué es? El journaling es una práctica cada vez más utilizada. Se trata de llevar un cuaderno en el que día a día se plasman pensamientos, deseos, miedos y esperanzas.

¿Para qué sirve? El ‘Journaling’ te enseña a simplificar las ideas, organizar tu mente y resolver mejor los problemas a través de la escritura.

Aunque siempre se ha realizado a través de cuadernos de papel, es cierto que puedes hacerlo también de forma online. Lo vital, es encontrar un hueco del día para escribir y ver qué realmente te preocupa, y por supuesto que te hace feliz.

Así pues al representar y recopilar en un mismo cuaderno tus deseos, metas, proyecciones, sentimientos, o meditaciones, consigues por un lado vaciar tu mente de pensamientos, ser más consciente de qué te preocupa o qué echas de menos en tu vida. También te das cuenta de manera más profunda de qué tipo de bloqueos o excusas te están limitando. Y por supuesto, lo más importante, te permite aclararte, discernir qué es lo importante para ti, y tener una idea más clara sobre lo que quieres hacer con tu vida de aquí en adelante.

Así que, si estás muy perdido en estos momentos, o no logras cerrar etapas pasadas, o simplemente crees que un poco de escritura podría venirte bien a nivel terapéutico para sanar tus heridas y tu pasado, el journaling podría ser una muy buena solución para ti.

Si quieres saber más sobre esta técnica, házmelo saber ahora en comentarios, y si veo que os interesa a la mayoría haré un video sobre el tema para explicarte de la A a la Z cómo empezar tu cuaderno de journaling para autoconocerte o también para, aclarar y organizar qué quieres hacer con tu vida a partir de ahora.

 

Bien, si ya sabes qué quieres hacer para cambiar tu vida, pero todavía no has logrado establecer una meta concreta y específica porque tienes muchas ideas y dudas de si ir por un camino u otro. Entonces el siguiente paso que deberías dar es:

2.    Aclarar y Definir Qué quieres realmente

Para ello resulta muy útil tener una misión y visión personal claras, que te servirán para tomar las decisiones correctas a corto y largo plazo, sobre todo si aún no has definido tus objetivos de forma específica.

Pero ¿qué es una Misión Personal? Una misión personal es básicamente un enunciado que representa todo lo que quieres en tu vida. Y para poder aclararte y definirlo es interesante que primero te hagas preguntas acerca de: Qué te hace feliz + Qué te hace único + Qué aspecto tiene tu vida perfecta + y Qué legado quieres dejar tras de ti.

Con una buena Misión Personal a la vista te vuelves más coherente, tu vida empieza a alinearse con quién eres y qué es importante para ti, así como tus valores y propósito. Te es más fácil tomar decisiones importantes, porque ya tienes una guía: tu Misión. Así que sabrás tomar mejores decisiones y descartar aquello que ya no deseas en tu vida.

También vas a tener mucho más claro el tipo de persona con el que te quieres rodear y, vas a sentirte más predispuesto a tomar las riendas de tu propia vida. No habrá oferta laboral, persona persuasiva, o enamoramiento que te haga escoger una opción de la que luego te arrepientas. Con tu Misión clara, sabrás lo que quieres y qué te conviene.

Dirás adiós, también, a la mente cortoplacista, ya que tener una misión te hace ser una persona comprometida con tu bienestar a largo plazo.

Y por supuesto, también mejorarás tu bienestar físico y mental. Ya que vas a empezar a decidir conscientemente qué te beneficia para ser tu mejor versión, tanto física, como mentalmente.

Si quieres definir tu Misión pero no saber muy bien cómo hacerlo, puedes consultar mi video: “Descubre cuál es tu Misión de Vida” y descargarte la hoja de ejercicios correspondiente.

Un ejercicio extra:

A su vez, si ya tienes claro que el área de la vida que quieres reinventar es la laboral, la herramienta que te recomiendo que utilices para empezar aclarar tu futuro profesional es el Ikigai, que consiste en escribir en un papel con cuatro círculos que se entrecruzan, todo aquello que:

  • Se te da bien
  • Te gustan
  • Que la gente demanda, quiere o necesita
  • Y Por las que te podrían pagar

Una vez hecho esto, se trataría de buscar aquello que encaje con las 4 áreas, ya que así te asegurarías siempre de tomar la mejor decisión, una alineada con tus pasiones, tus fortalezas, con demanda y monetizable. Si todavía no has utilizado esta herramienta, te recomiendo que vayas a mi video “Cómo encontrar tu propósito profesional. Conoce tu Ikigai” y te descargues tu plantilla para hacerlo ya mismo. Estoy segura de que, este ejercicio, te va a encantar.

 

Y por último, para tener más claro cómo definir y detallar hacia dónde dirigir tu vida te recomiendo también que te pongas a crear tu Visión Personal.

La Visión Personal es una herramienta que te permite realizar un diseño de futuro en el cual enunciarás en tiempo presente los acontecimientos que esperas sucedan en un futuro, pero hablando de ellos como si fueran ya un hecho consumado.

Así que, dicho en cristiano, consiste en que hagas el ejercicio de describir cómo será tu vida en el día a día, y también cómo será tú, dentro de unos 10 años, por ejemplo.

Dado que esta herramienta es bastante potente y se basa en tener una imagen clara en tu mente de aquello que quieres conseguir y hacer con tu vida, puedes incluso ir más allá y crear tu propio Vision Board. O lo que es lo mismo tu Tablero de Visión, como este, o este, o este. Yo lo hice en su día y me ayudó muchísimo la verdad. Así que si este tema te interesa y quieres que haga un video sobre cómo definir tu Visión y crear tu Vision Board, escríbemelo en comentarios y si veo que sois muchos de nuevo, os preparé un video especial para Buscadores de Sentido, sobre este tema.

 

Bien, una vez ya te conoces y sabes qué quieres, en tercer lugar debes aprender a:

3. Organizarte, ser productivo y sobre todo ser Constante para asegurarte un cambio real en tu vida

Para organizarte mejor y lograr tus metas es importante empezar por lo más grande, en este caso tu gran objetivo del año, seguidamente dividirlo en metas más pequeñas (mensuales por ejemplo) Y finalmente ocuparte de planificar tus hitos semanales, y tareas diarias. Es decir, que vamos a ir de lo macro, a lo micro.

Y yo recomiendo además ir de adelante hacia atrás. Es decir, empiezas por el final, por el futuro. Te marcas la fecha máxima para tu objetivo, a final del año, por ejemplo. Y de ahí vas hacia atrás hasta el día de hoy marcando tus metas principales con su correspondiente fecha máxima.

Y luego ya puedes ir semana a semana organizando lo que necesites tener hecho en esos días para cumplir tu meta mensual.

Obviamente que, para cumplir con tu programación, necesitarás un planificador con un año a vista. Un calendario mensual y una agenda diaria o planificador semanal, que es lo que yo uso y me funciona muy bien.

Después de haberte organizado te tocará pasar a la acción y ahí te vas a encontrar con más cosillas. Desde lidiar con la procrastinación, o lo que es lo mismo, esa manía que muchos tenemos de dejar las cosas para después (o sea sé, nunca), hasta analizar en qué momentos del día eres más productivo. Saber cuándo descansar y cuando perseverar, aprender a gestionar tus horarios y tu tiempo, gestionar adecuadamente tus ladrones de tiempo, y por supuesto, si es tu caso, lidiar con la falta de constancia.

Todo esto es lo que te amplío y explico con detalle en mi lista de reproducción de “Productividad” en la que estoy publicando videos con Tips, trucos y consejos organizar tu Vida. Superar la Pereza, Gestionar tu Tiempo, Aprender a Enfocarte y Convertirte en una Persona más Productiva.

 

El 4º paso que tendrás que atravesar para cambiar tu vida será:

4. Superar los miedos e inseguridades que irán apareciendo en tu camino.

Desde el miedo a la incertidumbre, pasando por el miedo al fracaso y al qué dirán. Sobra decir que, como vimos al principio de este video. Aprender a relacionarte con tus miedos de otra manera para que estos no te paralicen es fundamental para lograr un verdadero cambio en tu vida.

Al fin y al cabo, dar un giro a tu vida implica salir de tu zona de confort. Y adentrarte en tu zona de pánico, o lo que es lo mismo, tu zona de nuevas oportunidades.

Para ello resulta muy útil echar mano de la regla del mini-paso. Si algo de lo que tienes planificado en tus tareas diarias te da mucho miedo, vergüenza o te sientes muy inseguro a la hora de hacerlo. Puedes intentar partirla en mini tareas tan tan tan pequeñas, que no sea posible que te bloqueen.

Por ejemplo, si lo que quieres es empezar a hacer videos en youtube. El primer pasito podría ser hacer una lista de temas de los que te gustaría hablar en tu futuro canal. Después ponerle un título a cada idea. Luego hacer un prueba de sonido e imagen. A continuación redactar el primer párrafo del guión. Más adelante grabarte como prueba, siguiendo el guión. Finalmente editando. Hasta que llegue el aterrador momento de publicar. Pero llegado ese punto, habrás avanzado tanto que te resultará más natural de lo que imaginas. Y podrás seguir con tu planificación de nuevo.

Para ayudarte con este punto tienes en mi canal varios videos. Por ejemplo “Cómo salir de tu zona de confort” o “Cómo superar el miedo al fracaso”.

Aquí también influyen temas como la desvalorización, el amor propio, la seguridad en uno mismo, etc. Temas que he tratado en otros videos y seguiré tratando de aquí en adelante. Así que suscríbete y activa las notificaciones ¡para no perderte ninguno!

 

Bien, a medida que pasen las semanas y vayas completando tus primeras tareas y enfrentándote a tus primeros retos, necesitarás echar mano de lo siguiente:

5.  Mantén el Foco y la Motivación

Algunas personas, como es mi caso, tenemos gran facilidad para enfocarnos en una tarea y perder no solo la noción del tiempo. Sino que a su vez tenemos la mala costumbre de olvidarnos de otras cosas que también debemos atender en nuestras vidas. Así que lo que nos toca aprender es a “cambiar el foco” según lo vayamos necesitando.

Sin embargo, hay muchas personas, como puede ser tu caso que tienen tendencia natural a dispersarse. O que les cuesta mantenerse largo tiempo enfocado en un solo objetivo. Suele ser este el caso de personas creativas o artistas.

En estos casos es importante que tengas en cuenta las pautas que voy a darte a continuación. Porque pueden marcar la diferencia en tu desempeño y productividad de cara a lograr tu gran cambio de vida. Toma nota:

  • Es muy importante que alejes de ti cualquier distracción. Ya que a la mínima podrías dejarte llevar por el whatsapp, el último correo electrónico, tu perro que te pide mimos, etc.
  • Pon un límite de tiempo para la ejecución de una tarea. Pues sino corres el riesgo de alargarla porque “se te ocurrió una idea” y empiezas a desarrollarla. Y cuando te quieres dar cuenta estás haciendo otra cosa que nada tiene que ver con lo tenías que hacer.
  • Enfócate en una tarea por vez. Aléjate de la multitarea, podrías acabar haciendo cosas ni importantes ni urgentes, en lugar de cumplir con tu programación.
  • Prueba distintas técnicas hasta que encuentres la que mejor se ajuste a ti. Como la Técnica de Pomodoro, por ejemplo, que a mi me encanta y me va muy bien.

 

CONCLUSIÓN

Como ves cambiar de vida implica distintas fases y proceso de aprendizaje. Ypor tanto, no solo te permitirá alinearte con tu propósito y disfrutar de una vida con más significado y plenitud. Sino que de paso te ayudará a convertirte en tu mejor versión, ayudándote a superar tus miedos, remontando tu confianza en ti mismo. Y te convertirá en una persona mucho más organizada.

Y como recordatorio y para animarte a que des tu primer paso hacia tu nueva vida, te comparto uno de mis últimos posteos en Instagram:

“Hoy puede ser un nuevo comienzo. Y para ello, sólo debes tomar una decisión. ¡Ve a por ello!

 

Bien pues nada más por hoy, espero haberte inspirado y aclarado qué pasos debes seguir para ponerte a Crear Tu Nueva Vida. Y si no quieres recorrer este camino en soledad, recuerda que puedes unirte a mi Programa Mañanas Conscientes, para recibir cada día tu Dosis de inspiración. Y esas tomas de conciencia que te permitirán alinearte con tu propósito y construirte un estilo de vida más pleno y más consciente.

 

Te dejo con el siguiente video para que puedas seguir avanzando hacia tu nueva vida. Bien sea a través de empezar con el Journaling, crear tu Vision Board, aprender sobre técnicas de Productividad… Ya no hay excusas 😉

 

Nos vemos en el próximo video, ¡¡bye, bye!!

 


 

Si quieres saber más sobre Mañana Conscientes pulsa este link para más información sobre el programa y cómo apuntarte a la lista de espera.

Mañanas Conscientes

No olvides suscribirte a mi canal de YouTube si todavía no lo has hecho, pues me quedan un montón de cosas más por contarte que son realmente muy importantes y que estoy segura te ayudarán y mucho a conseguir tus más altas metas.

¡¡¡Te leo en comentarios!!! 🤗

Sandra.

 

 

Soy Sandra González y quiero ayudarte a dejar atrás las dudas, la indecisión y el estancamiento en el que te encuentras.

Estás a un paso de empezar a construir tu futuro profesional y dedicarte a lo que te hace feliz de verdad. Aclárate y pon en marcha hacia tu reinvención.

Tu nueva vida está más cerca que nunca. ¿Empezamos? >>


 

Deja un comentario

*campos obligatorios Please validate the required fields

*

*