Mira de Frente tus Problemas

Nota: Este post es una traducción del artículoTurn Troward the Problem  de Léo Babauta. Por tanto, es él quién se expresa como “yo” a continuación.

Pasamos la mayor parte de nuestra vida intentando ignorar los problemas, no queriendo gestionarlos, procrastinando.

Las facturas se dejan de lado para gestionarlas más tarde.

Evitamos a la gente con la que tenemos problemas.

El trabajo que no nos apetece hacer, se deja de lado mientras navegamos por internet.

Dejamos la dieta para mañana a la vez que comemos más insano.

No aceptamos la incertidumbre porque no queremos pensar en ella.

Este tipo de evasión, desgraciadamente, no funciona. Rechazamos este tipo de cosas y los problemas no hacen más que expandirse y empeorar. Las facturas permanecen sin pagarse y los gastos aumentan, y finalmente nos vemos obligados a gestionar esas facturas pero ahora la situación es peor que si nos hubiésemos decidido a gestionarlas inmediatamente. Nuestro trabajo se retrasa, nuestra talla aumenta, nuestra incertidumbre aumenta.

No afrontar los problemas no es una solución.

 

En su lugar, mira de frente tus problemas.

Esto me ha ayudado cuando estaba endeudado e intentaba evitar pensar en ello; cuando miré de frente a mi deuda, aún con lo aterradora que me parecía, puede gestionarla.

Esto me ayudó a gestionar el desorden, que es otro tipo de evasión. El desorden consiste en dejar para luego la gestión de cosas dejándolas de lado, y apilándolas las unas sobre las otras, en espera de que nos ocupemos de ellas.

Mirar de frente mis problemas de peso me permitió volver a ponerme en forma. Mirar de frente mi estilo de vida sedentaria me permitió convertirme en una persona más activa.

Esto facilitó mi trabajo, mis relaciones, mi paz interior.

Mirar de frente un problema es terrorífico. Por eso lo evitamos. Pero puedes sobreponerte a este miedo y hacerlo igualmente. Puedes mirar el problema directamente a los ojos y abrirte a el. Solo entonces podrás gestionarlo, y ver que no era tan aterrador como pensabas. Porque evitándolo el problema, lo refuerzas, y el miedo que generas domina tu mente.

Recupera ese poder, y coloca ese problema en plena luz. Permítete sentir el dolor, sentir el miedo, y ponerte igualmente en acción. Comienza a curarte. Empieza a crear algo realmente nuevo e increíble a partir de ese sufrimiento que todos escondemos en las tinieblas.

Mira de frente al problema y lo transformarás en algo hermoso.

 

Nota by Sandra Gonzalez

No es agradable, lo sé.

Mirar de frente a los problemas es lo que menos te apetece, sobretodo cuando solucionarlo te llevará a situaciones incómodas, a veces, muy muy incómodas.

Ahora bien, recuerda que siempre que algo te haga sentir miedo, incomodidad o malestar, es porque lo estás enfocando de manera errónea. No lo estás viendo con la perspectiva adecuada.

Por tanto, aprovecha cada situación-problema para descubrir qué mensaje o lección hay para ti detrás de esa experiencia. Identifica tus miedos, identifica tus pensamientos negativos, y sobretodo cuestiona tu forma de ver lo que te ocurre.

Siempre hay algún aprendizaje importante para ti y tu desarrollo personal, detrás de cada limitación.

Los problemas son, pues, oportunidades para crecer y expandir tu conciencia :)

 

 


foto twitter

Soy Sandra Gonzalez, experta en Autoconfianza y Motivación. Te ayudo a alejarte de las preocupaciones y el malestar diario, enseñándote una nueva manera de pensar y actuar.

Mi lema es “deja la lucha y empieza ya a fluir”.

Si quieres aprender más sobre cómo sobreponerte a problemas y situaciones difíciles sin sufrimiento, y en definitiva a mejorar ya tu vida, mira aquí lo que tengo preparado para ti :)


 

Un abrazo!

Sandra.

Imagen: Fotolia - © pathdoc

 

Deja un comentario

*

*

*campos obligatorios Please validate the required fields

Te doy la Bienvenida :)

Manténte informado sobre próximas actividades y publicaciones, suscribiéndote a mi boletín mensual.

¡Suscríbete!

* indicates required
descargate_libro